Por María Cortez

Pro ( para adelante ) Yecto (  lanzado ), gracias J.B

Proyecto = lanzado para adelante

De alguna manera somos todos y cada uno de nosotros un proyecto de vida, que caminándola vamos aprendiendo.

Siempre les digo a mis consultantes que no somos la misma persona. No somos los mismos Aries, Tauros o Geminis, etc , que hace 20 años atrás.

Vamos aprendiendo, apropiándonos de lo que podemos hacer, cada uno de nosotros, descubriéndonos cada vez mas y tratando de descubrir el proyecto que el Universo tiene para con nosotros.

También les escribo a mis consultantes, cuando hago una Carta Natal, que es demasiado parcializar a alguien dándole sólo las características que tiene el Sol (el signo de cada uno).

Vuelvo a decirles, somos un cuantum de energías que se muestra,  que aparecen en ese “fabuloso mapa” que es nuestra Carta Natal.

He viajado bastante por nuestro país (tiene que ver con mi Casa III , donde más abajo les cuento que está mi Sol en Tauro), y quiero acercarles una imagen: Capital Federal desde el avión de noche, desde el cielo, porque asocio -también por mi Casa III- ese cielo que veía con la distribución de los Planetas en una Carta Natal.

…. Es de noche, estoy en el cielo, en el aire , en algo más grande que una lata de sardinas, el avión, dos cosas que Tauro solo no podría soportar, GRACIAS CASA III. Miro para abajo, me atrevo y veo lo que siento (Ascendente en Piscis) como una alfombra aterciopelada negra, en donde alguien esparció, tiró, muy  generosamente una enorme cantidad de diamantes…las luces de las casas donde viven todos.

Esta sensación tengo, cuando veo por primera vez una Carta Natal. Me asombro de la perfección del Universo, de su maravilloso equilibrio y generosidad.
Entonces:

No sólo somos Aries, por ejemplo, sino que tenemos el Sol en Aries, en una Casa determinada por el dibujo del Mandala Astrológico, que va a ser que nuestra identidad (el descubrir quien somos y que podemos hacer ) este direccionado de alguna manera a esa Casa.

Voy a ponerme como ejemplo:

Soy del signo de Tauro y este signo tiene unas características determinadas, ese “determinadas”, lleva un agregado: el Sol en Tauro de María Cortez, está en la

Casa III (que es la Casa, el domicilio de Géminis), por lo que -no soy sólo Tauro- sino que tengo que agregar el aporte de esa Casa III.

Esa Casa III, es la Casa de la comunicación.

Entonces, digamos, que mi identidad, mi trabajo para saber quién soy y qué puedo hacer, va a estar “direccionado”a:

**Encontrar otros Lenguajes (para mí la Astrología y ahora el Tarot que hace casi 4 años estoy estudiando)

**Hablar con las personas que llegan hasta mí, sugiriéndoles algunas cuestiones, en base a la Astrología y, por que no, a los interesantes 73 años que tengo, que me posibilitaron tantas y agradecidas situaciones, alegres y a veces no tanto.  

** Estar hoy con uds, y con  Henryka, mi querida Hospedadora.

**Y aprender a  AGRADECER Y SER GENEROSA,  porque la vida a cada paso que doy, me llega  con estas dos palabras tan magnánimas y tan Grandes . Agradezco y trato, en la medida de mis posibilidades, de ser generosa, porque la vida es generosa conmigo (marido, hijos, nietos, hermana, nueras, amigos MUY amados, conocidos muy queridos, consultantes muy apreciados, salud,  un Maestro, soy discípula de Paramahansa Yogananda, Maestro Hindú). Todas cuestiones y personas, que hoy, hacen que me sienta plena y agradecida.

Si yo me limitara a encontrarme con solo – sólo – las características y las energías del signo de Tauro, que para mí son maravillosas, obviamente, y las agradezco profundamente, quizás no sería tan generosa (quizás) por ejemplo.

Porque Tauro es un signo que tiene que ver, más con una cierta “tentación” a la acumulación. No niego que tengo un canutito guardado siempre, sobre todo y más que nada  para alegrarme, alegrando a mis nietos.

Voy a tratar de primero de hablarles de ciertas características de cada uno de los signos en nuestros próximos encuentros.

Haciendo algunos comentarios acerca de cómo “sumaría” a las características generales, la Casa donde puede estar cada uno de los Soles, de los signos.

“Debería y pero”, no son palabras de mi agrado. Si se detienen van a leer mis textos, verán que jamás pongo la palabra PERO, utilizo usualmente “sin embargo”, no olvidar que mi Sol en Tauro esta en la Casa III ( la Casa de la comunicación) y las palabras, elegirlas, es algo a lo que presto muchísima atención. No es lo mismo hablar con un/una Canceriana, que hablar con una Ariana (verdad Silvia?).

Es interesante también la información Astrológica que nos van a dar los dibujos de relaciones que hay entre los Planetas, en el Mandala Astrológico.

Sin embargo eso es más para realizar un trabajo personal de una Carta Natal, por ejemplo.

Uhhhhhh….me parece que me excedí.  Lo que sucede es que a la Casa III, la rige Mercurio y uds ya saben que Mercurio es el “Mensajero alado de los dioses”.

Bueno, si les parece, nos encontramos en la próxima con Aries Y SU DESEO.

María 2020 (tiempo de grandes esperanzas).